Cartuja

Posteo desde la oficina. No debo porque técnicamente estoy robando tiempo a la empresa pero me lo tomo ya que nunca hago una pausa, ni me tomo un café, ni estoy de charla, y si puedo pasar sin, ni siquiera voy al baño.

Lo hago ahora porque en cuanto salga de aquí, me voy a casa a por la maleta y me marcho.

Desaparezco el fin de semana, me hago cartuja por unos días, nada de Facebook , ni Twitter, ni Tuenti, ni messenger, ni móvil, ni nada que tenga pantalla, salvo el e-book y porque los libros en papel pesan mucho.

Tres días de inactividad relativa, tranquilidad, campo y frío. También habrá personas, y charla y risas y muchas cosas buenas, eso también,  fijo.

Anuncios

Se fué la luz

Esta tarde me disponia a ver algo de tele bajo mi mantita de cuadros mientras terminaba de curar al portatilillo que renació ayer.

En un momento todos mis planes se fueron al traste, ha sonado un cloc, y toda la nasa de mi salon (dvd, disco duro multi, video, tele, y 2 descodificadores a falta de uno, ahora comprendeis por que lo llamo la nasa?) ha cerrado los ojitos a la vez dejandome con el portatil sobre las rodillas pero sin red, el router no tiene alimentacion, no hay internet, no hay actualizaciones posibles.

Asi que he tomado la decision de quedarme bajo la misma manta de cuadros (que no es electrica) y leer un libro de los de papel, que no necesita enchufes, ni baterias ni nada mas que dos ojos atentos y un poquito de luz natural.

Estaba tan bien asi y hacia tantos dias que no me daba el capricho de no trabajar que cuando la electricidad ha vuelto, he seguido reclinada leyendo haciendo caso omiso de los relojitos verde azulados del otro lado del salon.

Un break en esta locura salvaje del trabajo extra.

Postdata. Minientrega especial del diario de sueños.

El otro dia soñe con un abrazo, nunca me habian dado un abrazo mas acogedor, mas cariñoso ni mas calido. Estaba tan tan bien que no habria vuelto.

Ayer soñe que una compañera habia vuelto de viaje y me regalaba unos pendientes. Eran unos pendientes dorados muyy grandes colgantes con una especie de baldaquin redondo y debajo un elefante.

Para las demas habia traido unos planos redondos repujados, muy sencillos. No entendia por que para mi habia traido estos. Le dije bueno, son bonitos, si le quitamos el elefante… y al ver su cara de disgusto le dije: – Na, me los pondre asi como estan.

En fin, felices sueños a todos.

Diario de sueños

A veces las siestas aunque sean cortas, dan para mucho.

Esta tarde soñé que me habían dejado varios perros a mi cuidado. Con dos de ellos ya he soñado antes pero no recuerdo que ocurria en aquel sueño.

Uno de ellos es de un dueño y los otros dos de otro.

De los dos que vienen juntos hay un pequeño macho negro con la parte inferior del morro afilado de color canela.

Es muy juguetón me  muerde las manos continuamente, no quiere hacerme daño, solamente es que esta muy mimado y nadie le enseño a no morder.

El otro es una perra canela con un toque ceniza, un poco mas grande muy tranquila, van siempre juntos.

En el sueño, estoy en mi casa, aunque no es la casa donde vivo ahora, ésta tiene las paredes pintadas de blanco y una chimenea de pladur en el salón. Estoy echando la siesta en el sofá y los perros vienen a ver lo que hago, el perro pequeño negro se sube al sillón y empieza a caminar sobre mis piernas, me hace cosquillas, alguien entra y los echa para que no me molesten aunque a mi no me supone ninguna molestia que estén allí.

Sigo durmiendo y los escucho llorar al otro lado de la puerta, abro los ojos y veo al perrito negro asomar el morro por una rendija de la puerta.

Le digo: Ven, entra.

Pero no quiere entrar sigue llorando en la puerta y empiezo a sentir una especie de malestar, un miedo.

Entiendo que tengo que despertarme, estoy en peligro si no lo hago. Tengo que despertarme ahora.

Y me he despertado con la respiración muy agitada y el corazón latiendo al galope.

 

 

 

No aparecen

Disfrútalo mucho, muchisimo niña. Agárralo bien fuerte que de esos ya no quedan.

http://www.sumi-estudio.com/musica/01.%20No%20Aparecen.mp3″

No Aparecen

Amores como los tuyos ya no aparecen
Lo busco en los cafetales y en el camino
En agua de manantiales, en un verde pino
Amores como los tuyos no, no aparecen

Lo busco en el piloncito de las almendras
No, no aparecen
Lo busco en el violoncello de mi retreta
No, no aparecen

Debajo de la esperanza
que guardo en la Luna llena
Amores como los tuyos
de soles y primaveras

Lo busco en el horizonte de la rayuela
No, no aparecen
Lo busco en el diccionario de las cerezas
No, no aparecen

Allende la luz del cielo
alrededor del planeta
Amores como los tuyos
no se encuentran en la Tierra
ay! no, no, no, no

Amores como los tuyos ya no aparecen
Lo busco en los cafetales y en el camino
En agua de manantiales, en un verde pino
amores como los tuyos no, no aparecen

Lo busco en el azulito de las violetas
No, no aparecen
Lo busco en el calendario de mi respuesta
No, no aparecen

Al sur de las amapolas
al norte del infinito
Amores como los tuyos
no se encuentran en la Tierra
ay! no, no, no, no

Amores como los tuyos ya no aparecen
Lo busco en los cafetales y en el camino
En agua de manantiales, en un verde pino
Amores como los tuyos no, no ….

Lo busco en la dirección de los pensamientos
No aparecen
Lo busco en el blanco y negro de mis recuerdos
No aparecen
Lo busco cuando me ausento y cuando regreso
No aparecen
Lo busco en la partitura de mi concierto
No aparecen

No aparecen

Amores como los tuyos ya no aparecen cariño
Amor que todo soporta y que nunca deja su sitio
Amor que no se acobarda, amor que no se detiene,
Amor que nunca se cansa, amor que todo lo puede

Amores como los tuyos ya no aparecen
Lo busco en los cafetales y en el camino
En agua de manantiales, en un verde pino,
amores como los tuyos no, no aparecen

No aparecen
No aparecen
No aparecen
No aparecen

Isla Ignorada

ISLA IGNORADA. Gloria Fuertes

Soy como esa isla que ignorada
Late acunada por árboles jugosos
-en el centro de un mar
que no me entiende,
rodeada de NADA,
sola solo-.
Hay aves en mi isla relucientes
Y pintadas por ángeles pintores,
Hay fieras que me miran dulcemente,
Y venenosas flores.
Hay arroyos poetas
Y voces interiores
De volcanes dormidos.

Quizá haya algún tesoro
Muy dentro de mi entraña.
¡Quién sabe si yo tengo
diamante en mi montaña,
o tan sólo un pequeño pedazo de carbón!
Los árboles del bosque de mi isla
Sois vosotros, mis versos.
¡Qué bien sonáis a veces
si el gran músico viento
os toca cuando viene del mar que me rodea

A esta isla que soy, si alguien llega,
Que se encuentre con algo es mi deseo
-manantiales de versos encendidos
y cascadas de paz es lo que tengo-.
Un nombre que me sube por el alma
Y no quiere que llore mis secretos;
Y soy tierra feliz -que tengo el arte
De ser dichosa y pobre al mismo tiempo-.

Para mí es un placer ser ignorada,
Isla ignorada del océano eterno.
En el centro del mundo sin un libro,
SÉ TODO, porque vino un misionero
Y me dejó una Cruz para la vida
-para la muerte me dejó un misterio-.

Dia Mundial del Pan

Le debo mucho al pan.

Es una de las cosas a las que me cuesta renunciar cuando en un ataque de locura vuelvo al racionamiento tras mirarme la barriguita en el espejo. El pan y el queso que es mi perdición.

Cuando estoy triste el cuerpo me pide pan, pan blandito y aromático, el pan me reconforta, me consuela, me tranquiliza, casi tanto como un abrazo. Es magia instantánea en barra.

Cuando estoy enfadada me apetece amasar porque amasar relaja y libera tensiones, aplastar, empujar y golpear la masa hace que se suelte todo el mal humor acumulado.

Hoy he hecho pan. No solo por todo lo que llevo acumulado que parece que se va alejando despacito por su propio pie sino por que hoy es el Dia mundial del pan. Ya se que si es por celebrar, cada día habría algo mas o menos absurdo a lo que dedicarle un post.

Pero es que cuando estoy en el otro lado no tengo ganas de cocinar, sobrevivo con comida de campaña, sin imaginación ni ganas de experimentar nada nuevo. Y llevaba mucho tiempo de ese otro lado.

Cuando de pronto me encontré pensando en lo estupendo que sería amasar un buen pan para el día de hoy, me alegré de empezar a dejar atrás el camino empedrado. Volver a cocinar es un buen síntoma.

El resultado de mi trabajo ha sido este.

unas chapatas de corteza crujiente y miga prieta como se puede ver aquí

Con un poco de masa que ha sobrado he dado un capricho a mi compañerito y he horneado también un par de bollos preñaos de los que ahora  no tengo foto.

Me he quedado con ganas de hacer un poquitito mas….. alguien quiere pan?